Por Mercados y Tendencias

De acuerdo con la Cepal, el 49 % de la Inversión Extranjera Directa de América Latina correspondiente al 2016, fue captada por República Dominicana.

De acuerdo con el informe “La Inversión Extranjera Directa en América Latina y El Caribe” de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), la IED en el Caribe aumentó un 3,3% en 2016 y totalizó US$4,878 millones.

Del Caribe, el mayor receptor de inversiones fue la República Dominicana, que concentró el 49% de  la IED de la subregión, y en segundo lugar se ubicó Jamaica, con el 16%.

El informe muestra que la IED en la República Dominicana ha mostrado una tendencia creciente a lo largo de la última década. Las cifras revelan que en 2016 aumentó un 9,2% y llegó a US$2,407 millones, valor que posiciona al país como el noveno receptor de América Latina y el Caribe.

Los sectores de turismo e inmobiliario concentraron más de la mitad de las inversiones (un 33% y un 24%, respectivamente), mientras que, después de tres años de marcado descenso, se recuperaron las inversiones en minería (un 17% del total) y comercio e industria (13%).

Asimismo, se detalló que Canadá y Estados Unidos se mantuvieron como los dos orígenes principales de la inversión, con el 20% y el 15% del total en 2016. El 17% de la IED provino de la Unión Europea, con España como principal inversionista (12% del total),  mientras que en América Latina y el Caribe se destacaron las inversiones que llegaron desde México (5%).

La CEPAL señala al sector turístico con un crecimiento del 17% de la IED, el cual sigue desarrollándose con capitales extranjeros y los proyectos de empresas españolas en Punta Cana se mostraron particularmente dinámicos. Por ejemplo, detalla el informe, el español Riu Hotels & Resorts abrió un nuevo hotel cinco estrellas exclusivo para público adulto, que cuenta con 1.007 habitaciones, y cuya inversión fue de US$140 millones

La entidad también resalta que si bien los ingresos de IED en telecomunicaciones y energía no fueron sustantivos
en 2016, se han realizado diversos avances y anuncios de inversión en estos sectores, lo que podría impulsar el dinamismo a futuro.

En este rubro, en  2016 se inauguró la primera fase de la central Monte Plata Solar, la primera planta de energía solar a gran escala del país, llevada adelante por la taiwanesa General Energy Solutions y la alemana Soventix, con una inversión de US$110 millones.  Según se informó, el  proyecto cuenta en su primera etapa con  132,000 paneles solares y una capacidad de generación de 30 MW que se ampliará a una segunda fase para generar 60 MW.

Por su parte, la empresa alemana F&S Solar anunció que construirá dos parques solares, de 107 MW y 115 MW, que requerirán una inversión estimada en US$225 millones.

En cuanto a telecomunicaciones, la mexicana América Móvil, a través de Claro República Dominicana, anunció que invertirá US$265 millones para ampliar la red 4G LTE y el servicio de fibra óptica. Mientras que la holandesa Altice, operadora de Orange y Tricom, anunció un proyecto para construir un centro de emprendimiento e innovación,
con una inversión estimada de US$67 millones.

A nivel América Latina y el Caribe, la CEPAL hizo un llamado a los países a generar políticas para atraer flujos que apoyen los procesos de desarrollo sostenible.